Juan Grabois: “La causa de la comisaria es una causa fraguada”

[FM Riachuelo 25/09/2017] Ayer se llevó a cabo otra audiencia pública del juicio por la toma realizada en 2004 en  la comisaria 24 de La Boca, luego de que asesinaran al  militante Martín “el oso” Cisneros.  Juan Grabois, abogado codefensor de Lito Borello, uno de los tres imputados, (junto a Luis D’elia y Luis Bordón) habló con Fm Riachuelo sobre la situación en la que se encuentra la causa.

FM Riachuelo: ¿Cuáles son tus impresiones  luego de haber presenciado en ésta audiencia la manera en que los jueces, una vez más, parecen condicionar a los testigos?

Juan Grabois: Primero hay que aclarar que la causa de la comisaria es una causa fraguada. Los testimonios sugestivamente coinciden y se contradicen en los mismos puntos, sobre todo los de las personas que estuvieron adentro de la comisaria, que claramente hacen declaraciones acordadas con la policía, ya que no coinciden con sus declaraciones anteriores. Ésta contradicción entre la declaración actual y la anterior, está mal fraguada, y eso le irrita particularmente al juez José  Martínez Sobrino, porque lo que declaran los testigos no encuadra penalmente de la manera que a él le gustaría. El magistrado  hace indicaciones manifiestas sobre lo que deberían recordar los testigos. Esto me hace dudar sobre la calidad de jueces que tenemos. Éste hombre está involucrado además, en un caso muy grave,  del año ’76;  la apropiación del hijo de una militante uruguaya detenida desaparecida durante los primeros meses de la dictadura cívico militar. Tiene una animadversión por nosotros muy manifiesta y evidente. Está tratando de complementar el trabajo de la fiscal, cuando ése no es su trabajo. Ya podemos ver cuál es el espíritu de éste juez, y también del presidente, que no le pone los puntos cuando es evidente que lo que está haciendo no es lo correcto. La actitud del presidente de no intervenir frente a estas cuestiones,  es una forma de avalar una actitud muy incriminatoria durante el debate. De todas maneras, ya veremos en su momento si recusamos o no. Eso será una táctica procesal que definirá el Dr. Albor (abogado defensor de Lito Borello). El análisis jurídico político es que hay una parcialidad manifiesta por parte del juez Martínez Sobrino, sin embargo vamos a esperar como se desarrollan las próximas audiencias. No hay ningún elemento que pueda sostener la acusación contra los tres compañeros en el tema de la comisaria.

FM Riachuelo: ¿A qué atribuís estos niveles de parcialidad en este juicio?

Juan Grabois: En el caso de Martínez Sobrino creo que se trata de una cuestión ideológica. Es un hombre identificado con posiciones de derecha muy marcada, y claramente tiene ganas de condenar, porque no aprueba nuestra forma de pensar. No atribuyo la parcialidad a una cuestión de coyuntura política, ni jurídica, pero creo que va a haber una presión importante para violar las leyes procesales y los fundamentos jurídicos y de ésta manera sacar algún titular que exprese un disciplinamiento de los militantes sociales. Hoy vemos como los estudiantes protestan  por sus derechos en las escuelas, y califican esas protestas como “tomas”, el caso de  ésta protesta en una comisaria también calificada como toma, sirve para hacer un vínculo mental y emocional entre ambas cosas y funciona como disciplinador. De todas maneras las cartas no están echadas, todo está a instancia de revisión en la cámara, en la corte y organismos internacionales. Ésto pesa mucho sobre el prestigio de los jueces, así que no va a ser tan fácil que hagan lo que quieran.

Deja un comentario

Top