#8M UNIDAD DE LAS TRABAJADORAS Y AL QUE NO LE GUSTA…

[FM Riachuelo, 10/03/2018] Hace ya un tiempo los 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora, se han convertido en una fecha central para el movimiento de mujeres en el mundo y, en nuestro país en particular, ha cobrado cada vez mayor masividad. Este año el feminismo popular ha sostenido una jornada histórica que comenzó el viernes 6 y culminó ayer 9 de marzo. Desde la Riachuelo acompañamos y celebramos la histórica movilización.

El viernes 06/03 en la Plaza del Congreso, las organizaciones sociales que conforman la Unión de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular presentaron oficialmente la Secretaría de la Mujer y la Diversidad. La fecha no fue casual (en vísperas del paro de mujeres) y la emotividad tomó las voces de todas las oradoras, ya que la Secretaría es el fruto del trabajo de mucho tiempo y de la militancia que, desde los 90, se viene cargando la lucha contra el neoliberalismo al hombro. Así lo manifestó en el escenario del Congreso Dina Sánchez, del Frente Popular Darío Santillán, quién dijo “recordemos que somos nosotras, las mujeres, las que le hicimos el primer paro a Macri y vamos a seguir diciéndole a esos que en el 2008 tiraron leche en la ruta, a esos que se enriquecieron, desde esta Secretaría les decimos que vamos a seguir luchando para que se terminen los privilegios de género y de clase”.


En el acto se leyó un documento con los reclamos básicos del sector, y se hizo especial hincapié en la situación de violencia. En lo que va de marzo ya son 5 los femicidios sumando 68 en lo que va del 2020. Venimos de 4 años donde el macrismo vació (reduciendo el presupuesto al mínimo posible) toda institución que se dedicará a luchar contra la violencia de género, teniendo en cuenta, además, que son las mujeres pobres las más afectadas, ya que son quienes no tienen recursos para salir de sus casas. “Para terminar con la violencia de género necesitamos políticas públicas, ya que sin el apoyo del Estado nuestro esfuerzo no es más que un granito de arena en la desgracia, por eso decimos que la deuda es con nosotras, las víctimas de violencia no pueden esperar porque las estadísticas confirman que la espera se transforma en muerte” decía parte del documento que se leyó en conjunto y que fue acompañado por la consigna “sin techo, tierra y trabajo no hay ni una menos”, se escuchó durante la lectura.

Al finalizar el acto, conversamos con la Negra Cano, de la Organización Los Pibes, que decía: “es un día muy importante, esta secretaría es producto de nuestra lucha, hay que empezar a ocupar los espacios que nos negaron”.  La jornada concluyó, entre abrazos y gritos de lucha, con la convicción de que el feminismo popular llegó para quedarse y la Secretaría de Mujer y Diversidad de UTEP “se parió” al calor de esa lucha.

Volvimos a reencontramos con compañeras de lucha de tantos años, esta vez el día domingo 08, en el Espacio Cultural Leopoldo González (San Telmo). Allí se realizó un reconocimiento especial a las mujeres del movimiento de trabajadores y el lanzamiento de la Red de Emprendedoras Latinoamericanas. La jornada fue convocada por las Mujeres de ATE en el Frente de Unidad Germán Abdala y estuvieron presentes diversas organizaciones sociales y sindicales.
Se reconoció a hermanas de la comunidad boliviana y se insistió en el carácter plurinacional del feminismo popular. Entendiendo que nuestra región latinoamericana es vanguardia dentro del movimiento de mujeres, haciendo hincapié en el rol de las hermanas de Bolivia, resistiendo al Golpe de Estado, y de las chilenas en la insurrección de su pueblo. Nadia Martínez, compañera de la Riachuelo, presente en el lugar, decía: las divisiones entre países nos la han impuesto, si hay ejemplo de resistencia y de unidad son estas mujeres aquí presentes» y sumaba: «desde la construcción en los barrios, las organizaciones que nacimos en los 90, las mujeres estamos muy familiarizadas on la laboriosidad y el compromiso de las hermanas bolivianas»Luego de eso se reconoció a compañeras de distintas organizaciones territoriales y barriales, compartiendo las distintas experiencias vividas.

Carina Maloberti, de ATE-SENASA destacó la importancia de esa actividad en el Día de la Mujer Trabajadora: “si alguien pensó que vamos a ceder un milímetro de poder político, no nos conocen. Estas son las compañeras que construyen poder desde el territorio, desde las barriadas, las que nunca descansan”  y agregó «es importante unificar la lucha de las mujeres, somos muchas a lo largo del Continente, por eso queremos reconocer a todas las mujeres que resistimos la colonización, el saqueo y, sobre todo, el ultraje a nuestros cuerpos que son nuestro territorio».

Para finalizar un fin de semana repleto de lucha y organización en las calles, ayer lunes 9 de marzo, en una jornada extendida del paro activo del 8, volvimos a salir a las calles. Esta vez la consigna principal fue «La Deuda es con Nosotras», entendiendo que mientras haya una muerta cada 23 horas no es posible sentarse a negociar con el FMI. Desde la Riachuelo, caminamos junto a las compañeras que marcharon desde 9 de Julio hacia el Congreso, donde se escucharon distintas oradoras, entre ellas, Norita Cortiñas quien recordó a lxs compañerxs desaparecidos y levantó el pedido de legalizaciòn del aborto.

Luego de casi 4 días, a lo largo de todo el territorio, las mujeres demostraron una vez más ser el sujeto político de vanguardia, demostraron que el movimiento no será domesticado y que la calle es su lugar de lucha, resistencia y organización. Y volvió a confirmar, como lo hace ya desde el 2015, que la lucha es de género pero también de clase, y que serán las mujeres de la clase trabajadora las que logren liberar a los pueblos de todo tipo de opresión. Como decía Juana Azurduy, no es posible pensar un mundo diferente, esclavizando y excluyendo a la mujer de todo ideal.

Top